Aceptar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y servicios de interés.
Al continuar con la navegación, entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

La TRIPLE GEMELA vuelve a tener las cabinas de apuestas de bote en bote

Votos

(Total de votos recibidos 34)

(Puntuación 3,00)

0831-apostantes-triple-gemela-csio
La jornada de hoy, viernes –tercera del Concurso Hípico de Saltos Internacional Oficial (CSIO) 2018 en Gijón/Xixón– se abre con una grandísima expectación entre el siempre numeroso público que acude al Complejo Deportivo Municipal de Las Mestas y también, por supuesto, entre los deportistas y su entorno: el bote de la Triple Gemela. Y no es para menos. Veamos por qué.

Estaban en juego, a primera hora, nada menos que 10.359 eurazos. Una cifra nada desdeñable que, con total seguridad, irá creciendo a lo largo del día.

Así que no es de extrañar que, desde tempranas horas, en el recinto de Las Mestas se viera una oleada de aficionados ensimismados, haciendo sus cábalas y eligiendo los caballos y jinetes con más pinta de auténticos ganadores, bajo las sombrillas de la zona de cafeterías.

Conviene recordar que es, precisamente, en este concurso de Gijón/Xixón el único de Asturias en el que actualmente se pueden realizar apuestas, así que a nadie extraña el tirón del certamen en este ámbito ni la consistencia de las colas que se forman en torno a las cabinas bajo la grada vieja.

0831-apostantes-triple-gemela-02

Resulta entretenido, para un observador atento, intentar distinguir entre la concurrencia las dos principales y distintas especies de apostadores:

Están los que prueban suerte al azar, dejando su suerte en manos del destino, inspirados apenas por un nombre sonoro, por una ventolera, por un pálpito inexplicable… aunque esos son los menos. Suelen apostar poco, sólo por probar, haciéndolo a un único caballo de una única serie, por el módico precio de un euro. Los más temerarios entre éstos a veces se vienen arriba y no solo apuestan a un caballo, sino que aprovechan para hacer ¡una gemela! (mínimo 2 euros)… o más.

Luego hay muchos, muchísimos, grupos de amigos y amigas que llevan años uniendo fuerzas, conocimiento y sangre fría para probar suerte con la Madre De Todas Las Apuestas: La Triple Gemela. Anotan cuidadosamente tiempos y puntos de cada concursante, cruzan, analizan, eligen y descartan datos y nombres con pulso de neurocirujano y luego deciden, sin titubeos, cuáles de los próximos contendientes pueden aproximarse más a darles el premio, que según fuentes bien informadas puede rondar la friolera de 20.000 euros.

Y, claro, si finalmente este pellizco gordo de dinero contante y sonante no se dignase a recompensar tanto estudio y tanta estadística y la diosa fortuna no eligiese, a la postre, a ningún ganador, se volvería a sumar al bote para la sesión de mañana.

Así que, ¡suerte a todos y adelante! ¡El espectáculo debe continuar! (O no, si tienes suerte).

0831-apostantes-triple-gemela-01


Palabras clave Deporte, Gijón, Hípico, 2018